Erik Hernández nació en los Estados Unidos, sin embargo, desde que tiene un año vive en Costa Rica. A la edad de 8 años, Erik tuvo su primer acercamiento con la música y fue en la UCR en el programa de etapa básica con énfasis en piano, donde estudió aproximadamente 7 años. En esta época encontró su pasión por la música antigua y las flautas dulces.

En el año 99, Erik fue invitado por La media Docena a participar como músico en los espectáculos que empezaban a realizar en el Teatro Melico Salazar, sin embargo, desde que eran estudiantes de colegio ya habían realizado algunas parodias musicales juntos, afirmó Erik.

Desde el momento que Erik fue incluido como parte del equipo de forma oficial, empezó a escribir no solamente guiones, sino que también empezó a realizar aportes musicales muy importantes como los jingles de los anuncios ficticios que salían en la primera temporada en televisión y otro tipo de parodias como: Mi vida sin ti, La cumbia metalera, Maracas y muchas más canciones que realizó con sus compañeros.

Erik llegó a realizar un arreglo para cuarteto de saxofones en el año 2005, interpretado por el cuarteto nacional Sonsax y grabado en el 2008 que posteriormente se volvería a grabar en el 2011.

Las flautas dulces han sido la pasión de Erik, pero en sus años de colegio tocaba el barítono en el Colegio San Francis y se reencontró con este instrumento en el homenaje realizado a LES LUTHIERS. Como compositor el piano ha sido clave para darle vida a sus creaciones.

La música es como un amigo de hace mucho tiempo, uno sabe que puede alejarse, pero vuelve y está ahí, la música es igual, en algún momento va a haber otra razón para volver a ella. Comentó

En este momento Erik se encuentra trabajando 100% en toda la musicalización de lo que será la película de Maikol Yordan 2, La Cura Lejana.

Una persona que logró combinar sus dos grandes pasiones, la música y la comedia y a través de ellas llevar mucha alegría y felicidad a muchas personas.

Comentarios en Redes